14 Junio 2022, 19:06
Actualizado 14 Junio 2022, 20:32

Nuevo capítulo en la historia reciente del CD Badajoz. Hoy era el día indicado para que Joaquín Parra vendiese definitivamente su paquete accionarial al grupo que gestiona el club, encabezado por Luis Oliver. Fue precisamente Oliver el que aseguró que este 14 de junio Joaquín Parra "sería historia" en el club. 

Pero, de momento, no hay noticias. A las 19:00 estaba convocada la rueda de prensa en la que se informaría de la decisión clave para el club, pero nada ha salido como se esperaba. La rueda se retrasó primero y se suspendió después: no se podía contactar con el notario que debía dar fe de la venta del club. El fedatario público se encontraba en la cárcel donde se encuentra ingresado Parra y, por tanto, incomunicado. La reunión con el todavía propietario del club se ha alargado mucho más de lo previsto, y entre tanto Luis Oliver no ha podido tener noticias acerca de la esperada venta.

Finalmente, Oliver ha improvisado unas declaraciones con los periodistas presentes en la rueda para explicar la inédita situación: "Tened en cuenta que es la primera vez que se vende un club con el presidente en la cárcel", explicaba. 

En todo caso, Oliver espera que no haya cambios inesperados sobre la venta ya acordada del Badajoz. El club prevé comunicar mañana la decisión definitiva. Aunque visto lo visto esta tarde, nadie descarta que sea antes.

Comentarios