3 Noviembre 2022, 13:26
Actualizado 3 Noviembre 2022, 14:29

Los hechos tuvieron lugar el pasado día 1 por la tarde en la calle Río Vístula, en el barrio cacereño de Aldea Moret.

La joven de 16 años se encontraba de visita a unos familiares, cuando tras sentirse mal terminó desplomándose en el suelo. Fue entonces cuando llamaron al 112. 
 
Según el relato de los familiares la ambulancia tardó más de 40 minutos en llegar. Cuando lo hicieron los sanitarios la menor había entrado en parada cardiorespiratoria y no pudieron hacer nada por salvar su vida. 

La familia ha manifestado su intención de denunciar ya que estiman que si la ambulancia hubiera llegado antes la chica podría haberse salvado
 
Por su parte, la Junta de Extremadura afirma que la primera llamada al 112 tuvo lugar a las 19 y 37 de la tarde. Tres minutos más tarde se activó la ambulancia que llegó a las 19.55 horas.

El funeral de la joven tuvo lugar ayer en Villanueva de la Serena, donde vivía habitualmente.