18 Noviembre 2021, 10:20
Actualizado 18 Noviembre 2021, 10:40

Los hechos ocurrieron durante 2017 en una localidad de la provincia de Badajoz. La acusada, presuntamente, echó productos raticidad en la comida de su marido con la intención de acabar con su vida. Así lo recoge la Fiscalía. Un hecho que tuvo lugar en el domicilio común de la pareja.

A la acusada se le imputa un delito de homicidio en grado de tentativa. Por ello, el Ministerio Fiscal pide para ella 8 años de cárcel. Además, también solicita que se le imponga una prohibición de acercarse a la víctima y comunicarse con ella durante 10 años.

En su escrito, la Fiscalía señala que la mujer acusada alega un trastorno mental. Problema que, asegura la acusación, no le exhime de la responsabilidad penal.

Tras el supuesto envenenamiento, la víctima fue tratada, inmediatamente, por los servicios sanitarios. Actualmente no sufre ningún tipo de secuela. 

Temas

Comentarios