26 Agosto 2021, 15:39
Actualizado 26 Agosto 2021, 15:42

El juzgado de primera instancia número 6 de Badajoz ha cancelado todos los créditos pendientes de una vecina que fue acumulando deudas hasta sumar más de 108.000 euros. La mujer entró en una espiral de impagos hasta que en 2019 no pudo más. Ahora la sentencia, con fecha 27 de julio de 2021, obliga a las cuatro entidades financieras a "perdonar" la deuda que arrastraba la deudora. 

"Hace dos años esta mujer intentó llegar a un acuerdo extrajudicial con todos los acreedores, en el cual ella se comprometía a pagar un 25%, que para ella era asumible, a diez años sin intereses, pero los acreedores no lo aceptaron", nos cuenta Pepe Domínguez, portavoz de la Asociación de Ayuda al Endeudamiento.

Cancelada una deuda de 108.000 euros

Fue entonces cuando la asociación presentó la demanda de concurso de acreedores "y ahora hemos conseguido que se declare y además el juzgado le da el beneficio de exoneración de todas sus deudas, es decir el perdón de todo lo que debía", asegura Domínguez.     

Ley de la Segunda Oportunidad 

El caso de esta vecina no es único. Ha sido posible gracias a la conocida como Ley de la Segunda Oportunidad, un mecanismo que ampara a aquellos deudores que demuestran actuar de buena fe cuando dejan de pagar.

Requisitos

¿Pero qué requisitos hacen falta? "Quien se quiera acoger a esta ley debe acreditar que actúa de buena fe, que es insolvente y no ha tenido delitos penales por motivos económicos. Tampoco la deuda debe superar los cinco millones de euros", nos cuenta Gustavo Gómez, abogado de Badajoz que llevó el caso de otro vecino al que el mismo juzgado canceló una deuda de 82.000 euros en abril de este año. 

Aumento de demandas 

Ahora la crisis por la pandemia ha aumentado los casos de impago y con ellos las demandas en los juzgados para acogerse a la ley de segunda oportunidad, aunque en Extremadura todavía hay mucho desconocimiento o desconfianza. 

"Mientras que a nivel nacional la demanda de casos que se acogen a esta ley ha crecido un 300%, en Extremadura, por desconocimiento o desconfianza, apenas ha aumentado un 10 o un 20%", nos cuenta Pepe Domínguez, portavoz de la Asociación de Ayuda al Endeudamiento. 

En lo que va de año una decena de extremeños se han acogido a la Ley de la Segunda Oportunidad, un mecanismo que les ha permitido volver a empezar de cero financieramente. 

Temas
 

Comentarios