30 Junio 2020, 10:45
Actualizado 30 Junio 2020, 10:45

Acaba la incertidumbre para los 70 trabajadores de la empresa COBRA que prestan el servicio eléctrico en el norte de Extremadura. A partir del 1 de julio dependerán de la empresa andaluza AMETEL, nueva concesionaria del servicio  y que trabajará para Iberdrola, según ha informado UGT-FICA a Canal Extremadura.

La empresa COBRA les ha comunicado, vía carta, que este martes acaba su concesión. Por lo tanto, a partir del 1 de julio, lo hará Andaluza de Montajes Eléctricos y Telefónicos AMETEL. En la misiva también se explica que, consecuencia de ello, se les comunica la sucesión de plantilla que está recogida en el artículo 44 del Estatuto de los Trabajadores.

Así las cosas los 70 trabajadores causarán baja este martes en COBRA y serán dados de alta en la nueva adjudicataria con fecha 1 de julio. 

Según Paulino Guardado,secretario sectorial de Construcción de UGT-FICA, ello significa que los trabajadores seguirán teniendo la misma relación laboral que tenían con la empresa anterior en materia de vacaciones y prestaciones. Sin embargo, "los empleados están intranquilos porque no saben nada más y tienen algunos acuerdos no escritos y no saben si se mantendrán".

Además, explica que el presidente del Comité de Empresa y él mismo van a solicitar un encuentro con la nueva dirección de la empresa con carácter urgente. Sí saben que la nueva empresa les dará un curso de formación de tres días próximamente.

Hasta hoy COBRA prestaba servicio a Iberdrola de mantenimiento de alta y baja tensión en el norte de Extremadura.

Temas

Comentarios