27 Septiembre 2021, 10:42
Actualizado 27 Septiembre 2021, 14:40

85 años después de uno de los episodios más violentos de la Guerra Civil Española, la Matanza de Badajoz, comienzan en el cementerio viejo de la capital pacense los trabajos para tratar de localizar a las víctimas. Este lunes se han iniciado las tareas de delimitación de la zona y ha entrado a trabajar la máquina mini excavadora necesaria para la realización de las catas.

 

Seis catas en la fosa común 

En total se van a realizar 6 catas en el departamento 4 del cementerio de San Juan, dentro de la fosa común. Se realizarán dos catas en cada una de las zonas de grava situadas frente al monumento de la fosa y otras dos una a cada lado de ese monumento. A la dificultad propia del trabajo en un camposanto, se le añade el monumento levantado en 1986. " Lo que nos encontramos es que toda la zona ajardinada que se construyó sobre los enterramientos ha disimulado las referencias espaciales de la fosa", nos cuenta Silvia Herrero, arqueóloga directora de las excavaciones

 

Miles de víctimas

Los trabajos, que durarán 5 semanas, serán de localización y delimitación de los enterramientos y si son encontrados restos, se realizaría una segunda fase de exhumación. La asociación para la recuperación de la memoria histórica que promueve el proyecto no quiere hablar de cifras, aunque en esta fosa podrían encontrarse tanto las victimas de la conocida Matanza de Badajoz como el resto de represaliados por los consejos de guerra y la postguerra

 "El historiador Francisco Espinosa  cuenta en su libro que documentadas hubo al menos 1.400 víctimas, esas estaban registradas, pero se sabe que fueron muchas más, de hecho esto es solo  es la punta del iceberg", asegura José Manuel Corbacho, presidente de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Extremadura (ARMHEX).    

Trabajos de la miniexcavadora junto al equipo de arqueólogos

 

"Es la primera vez que esta zona se estudia con metodología científica"

"Esta es la primera vez que esta zona se estudia con metodología científica", explica Corbacho para destacar la importancia de esta intervención que "cuenta con el permiso del Ayuntamiento de Badajoz, como entidad titular del cementerio, y con la autorización como sondeo arqueológico de la Dirección General de Bibliotecas, Archivos y Patrimonio Cultural de la Junta de Extremadura".

El proyecto tiene además el aval de historiadores como Francisco Espinosa Maestre, Albero Reig Tapia, Dulce Simoes o Mirta Nuñez, entre otros.

Imágenes de la Matanza de Badajoz cedidas por ARMHEX

Memoria individual y colectiva

Para la delegada del Gobierno en Extremadura estos trabajos tienen una doble importancia, para la memoria individual de los familiares de las víctimas que van a poder encontrar - si es el caso- los restos de sus seres queridos, pero también para la memoria colectiva

"Esto es importante para que se pueda estudiar en los colegios"

"Las personas de nuestra generación ni siquiera lo pudimos estudiar en los colegios, no nos enseñaron qué pasó en nuestra ciudad y eso que fue una de las matanzas más graves de la Guerra Civil, por eso son tan importantes estos trabajos, y por eso debe ser conocido, porque la historia hay que conocerla para poder evitarla" , ha manifestado Yolanda García Seco, que ha querido estar presente en estos primeros trabajos de localización. 

La delegada del Gobierno asegura que el Gobierno de España va a seguir apostando por este tipo de proyectos y ha anunciado que para el próximo año se ha aprobado una partida de 207.000 euros para la realización de otros 7 proyectos de localización de enterramientos en municipios de Extremadura.  

Más Información
Imagen

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica pide compromiso a los ayuntamientos extremeños

 

Comentarios