23 Septiembre 2022, 11:57
Actualizado 23 Septiembre 2022, 14:32

"Pederastas". Es la palabra que se ha podido leer esta mañana en la fachada contigua a la entrada de la casa parroquial de Almoharín. Esta pintada, que ha sido borrada a las pocas horas, ha aparecido en medio de la polémica sobre si el cura debe o no ejercer su ministerio tras conocerse que en 2004 fue condenado por distribución de pornografía infantil. 

Algunos padres y madres de niños y niñas que tienen que hacer la comunión el próximo año, y en los siguientes, se han unido para pedir la inhabilitación del sacerdote. Algo que ya han trasladado por escrito al obispado. 

No quieren que el párroco tenga ningún contacto con sus hijos en ni en la catequesis ni en ninguna otra actividad. La catequesis la imparten, generalmente, seglares, pero estos padres aseguran que el párroco suele estar presente en el lugar. 

La diócesis de Coria-Cáceres considera que el párroco es "apto para ejercer el ministerio sacerdotal, después de un proceso de rehabilitación y acompañamiento de la diócesis, y tal y como ha demostrado en su paulatina reinserción de los últimos años."

Más Información
Imagen
Exterior Obispado Coria - Cáceres
my image

La diócesis de Coria - Cáceres nombra párroco de dos localidades a un sacerdote condenado por intercambio de pornografía infantil

Imagen
Sede episcopal en Cáceres
my image

La diócesis de Coria - Cáceres considera que el párroco de Almoharín y Valdemorales es "apto para ejercer el ministerio sacerdotal"

Temas

Comentarios